¡Felices fiestas con Washi Tape! 2


Como cada año en Navidad, todos los hogares son envueltos con diferentes adornos navideños por todas partes. Ya sea el clásico árbol, Papá Noel, los Reyes Magos o el Belén, (estos dos últimos mas propios de nuestra cultura española). Cualquiera de estos elementos y personajes valen mucho para las personas que habitan la casa y significan todo lo que forma parte de estas fechas: paz, amor, prosperidad, familia, regalos, hogar…

Y está claro que en cada casa esto de adornar en Navidad es todo un mundo. Puesto que cada familia es como es y tiene sus gustos a la hora de elegir sus adornos, ya sea el tipo que sea. O bien, si es pro-Papá Noel o pro-Reyes Magos, el caso es que todos tienen en común entregar un mismo mensaje: felicitar las fiestas a todo el que pase a nuestra casa. Además sentirnos a gusto, en paz y armonía, con toda la gente que nos rodea. Esto es algo que bien puede hacerse el resto del año, pero que en Navidad esa sensación es mucho mayor.

Por todo esto, y porque es algo que a lo largo de la historia se ha ido realizando en los hogares, como una tradición, quiero enseñaros un par de cositas que he hecho en casa con mis washi tape. Tengo que decir que en mi viaje a Japón recientemente, he adquirido unos cuantos modelos de washi tape originales de allí. La marca original es Masking Tape, de la que ya hablé brevemente en mi post Washi Tape: todo un descubrimiento para decorar en Navidad. Y es que es un orgullo decir que los he comprado estando en Tokyo y por un precio mucho más económico que en internet. Sin duda volveré a ese país tan maravilloso y seguro que con otro gran surtido de rollitos.

img_20161228_141646

Es una locura la gran variedad de modelos que he encontrado. No obstante, no compré tantos como hubiese querido, pero elegí unos pocos que combinasen bien entre ellos para crear mi particular árbol de Navidad en la puerta de casa.

img_20161214_193642

Detalle de las cintas que utilicé para el árbol.

En primer lugar realicé el árbol por dentro de la casa, y me tuve que guiar con cinta de celofán para crear la forma del árbol. Con la guía fui colocando los washi tape en tiras en paralelo y de manera ascendente, de forma que comencé por la parte de arriba y avanzaba hacia abajo.

img_20161228_141336

Así hasta llegar a la parte de abajo más ancha. En un principio iba a hacerlo más alto, pero conforme colocaba las cintas, iba viendo que el tamaño sería muy grande, y paré antes de llegar al final. Para terminarlo bien recto por los bordes, cogí otra cinta verde distinta y me puse a delinearlo. De esta manera adoptaba la forma de triángulo, como puede verse en la siguiente foto.

img_20161228_141730

Ahora le tocaba el turno al macetero, que junto con otros washi tape más finos lo realicé, y en medio, una de las cintas rojas que usé para el árbol.

img_20161228_141402

Por último, con cinta amarilla hice una estrella en lo alto del árbol. Además le coloqué unos pequeños adornos hechos de cartón y con diferentes formas: un reno, una galleta de gengibre, un bastón de caramelo, unas estrellas, unas bolas, un árbol de Navidad y un corazón.

img_20161223_181720

Árbol finalizado con los adornos.

Para hacer las figuritas, simplemente imprimí en papel unas plantillas con esas formas y las pasé a cartón con lápiz. Las recorté y les cosí cuerda de cáñamo para colgarlas del árbol. Así de fácil.

Ahora le tocaba el turno a la puerta por la entrada. Quería hacer un reno con líneas simples, algo que es muy sencillo de hacer gracias a los washi tape. Dibujé un pequeño boceto con la forma del reno y me fui guiando por él. Lo hice a mano alzada y sin medir, solamente a ojo y alejándome de la puerta para ver que no se torciera. Al reno le acompañarían las palabras Merry y Christmas hechas de cartón.

Abajo podéis ver un detalle de los washi tape que utilicé, también de Tokyo. Uno de Mickey Mouse de Navidad para hacer las letras, junto con uno de color negro que es el que usé para el reno.

img_20161228_143149

Lo primero que hice fueron las letras de cartón. Imprimí en papel unas plantillas, las recorté y las puse encima del cartón para pintarlas a lápiz. Luego las recorté también, y a continuación, las forré con el washi tape de Mickey. El resultado puede verse abajo en la foto.

img_20161228_141213

Detalle de una de las letras ya recortadas en papel y calcada en el cartón.

img_20161223_181538

Dos de las letras ya forradas y preparadas para colgarlas.

img_20161223_181600

Finalmente, con cuerda de cáñamo marrón las cosí una por una, unidas entre si y dejando hilo a ambos lados para colocarlo en la puerta.

Reservé las letras y me dispuse a hacer el reno, que no tardé nada. Tan sólo me fijaba en el dibujo que hice e iba colocando trozos de cinta negra. No pensaba ponerle ojos ni nariz, pero la gracia la tenía precisamente en la nariz roja de Rudolf. Con cinta roja y en forma de triángulo, le puse la nariz y dos trocitos de cinta negra para los ojos. De esta manera el resultado era más entrañable y navideño.

img_20161223_181457

Finalmente, le pegué con cinta la palabra Merry a las astas y abajo coloqué Christmas. El conjunto quedó bastante redondo, muy bonito, con líneas simples y no muy recargado.

img_20161228_141456

img_20161217_122638

Pues esto es todo lo que dieron de si mis masking tape de Japón, que no es poco. Espero que os haya gustado mucho la idea y volveré pronto con otro post de Washi Tape!!

Felices Fiestas a todos y que os traigan muchas cosas, ya sea Papá Noel o los Reyes Magos de Oriente!! Y no olvidéis poner un comentario!!

 

 


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 ideas sobre “¡Felices fiestas con Washi Tape!